Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ernesto Garcia escriba una noticia?

Pozos macabros en el salvador

15/08/2009 02:27 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Siete acusados de lanzar cuerpos a pozo macabro

Después de cuatro meses de haber recibido el resultado de la ADN que confirmaba genéticamente que las osamentas encontradas en el pozo macabro eran de Víctor Manuel Saravia, José Luis Beltrán Aguilar y Álvaro Amivimelec Larín Saravia, las autoridades han procedido a acusar de los crímenes a siete sujetos.

Se trata de José Ricardo Ramírez, de 36 años; José Claros, de 37; Manuel de Jesús Coreas, de 19, y Cristian Salomón Flores, de 23, que se encuentran en el centro penal de Ciudad Barrios, en San Miguel.

Asimismo, por estos tres homicidios acusaron en el penal de Tonacatepeque a Omar Franco, de 19 años, y a Juan Antonio Ramos, también de 19.

El último vinculado por los mismos asesinatos fue Daniel Valle Quintanilla, de 24 años, quien se encuentra en el recinto penitenciario de La Unión.

Las osamentas de las víctimas son las que se encontraron el 13 de diciembre de 2007 en el conocido "pozo macabro" del cantón Llano Chilamate, en el municipio de Jucuapa, departamento de Usulután.

Franco es el líder de la clica Jucuapa Locos Salvatruchos (JLS), a la que pertenecen todos los intimados, e incluso también una de las víctimas. Este es José Luis Beltrán, alias El Gallo, a quien estos sujetos asesinaron por incumplir una "misión".

Las formulaciones fueron realizadas el viernes por la División de Investigaciones (DIN) de la Policía de Usulután.

Según Reynaldo Molina, jefe de la DIN usuluteca, "con estas pruebas se cierra el caso del pozo macabro, ahora ya queda a la orden del juzgado especializado de San Miguel".

Más sobre

Asimismo, Molina explicó que, aunque en casi todo el proceso de investigación se manejó que eran las osamentas de cuatro personas las que estaban dentro del pozo, al final se comprobó genéticamente que sólo eran tres las víctimas, e hizo énfasis en que las pruebas de ADN son irrevocables.

"Aunque la investigación ha sido larga, las pruebas que hemos podido recabar son tan contundentes, que los imputados pueden recibir una condena de hasta 105 años (35 años por cada crimen)", sostuvo Molina.

El caso del "pozo macabro" acaparó la atención de la población, ya que hizo recordar el caso del "pozo de la muerte" donde, en 1999, el pandillero Gustavo Adolfo Parada, alias "El Directo", lanzó los cuerpos de 17 de sus víctimas.

En el caso del pozo de Jucuapa, que tenía una profundidad de 80 metros, la recuperación de osamentas duró tres días y, en ella, participaron miembros de Cruz Roja, fiscalía, Medicina Legal y policía de Jucuapa y Santiago de María.

Ocho meses tuvieron que esperar los familiares de las víctimas para que les confirmaran lo que ellos temían desde el segundo día de la extracción de las osamentas, cuando reconocieron a sus parientes por las vestimentas encontradas entre lo huesos. Esto fue hasta el 21 de agosto de 2008.


Sobre esta noticia

Autor:
Ernesto Garcia (4 noticias)
Visitas:
1754
Tipo:
Suceso
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.