Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Mepasoeldiacomprando escriba una noticia?

Si tú me dices ven lo dejo todo... pero dime ven (Cibeles para una principiante)

23/09/2011 03:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Citando el título de un libro de Albert Espinosa fue como me aventuré en mi primer Cibeles. Cuando surgió la oportunidad de ir, no pude dejarla escapar, sería mi primera vez (y espero que no la última) por lo que aparqué las obligaciones familiares y demás por un día, me enfundé mi look estudiado desde hacía semanas (¿qué se pone una la primera vez que va a Cibeles?) y fui dispuesta a vivir un día intenso.

Aunque el avión salió con hora y media de retraso y provocó que el desfile de las 10h de Montse Bassons-Martí Lamothe no lo pudiera ver ni por las teles, no consiguió ensombrecer mi día. De la mano de Marta de Showroomprive; sí pude ver el desfile de las 12h de Sita Murt con sus líneas depuradas en blanco y sus vestidos vaporosos y etéreos. Qué puedo deciros: ver un desfile en vivo no tiene nada que ver con lo que ves en televisión. La música de fondo, los famosos en el front row, la puesta en escena, incluso las modelos parecen reales (algunas), y te hacen sentir que formas parte de ese mundo.

Luego vuelta por el Cibelespacio, mirando stands, haciendo acopio de un montón de revistas que luego tuve que abandonar de lo que pesaban y alguna que otra cola (sí, leí el post de Chloe; pero no me pude resistir). En el stand de Yo Dona impartieron cursos de maquillaje y complementos, había sorteos en el de Telva, te maquillaban en L´Oreal, te planchaban el pelo en GDH, te podías tomar una sin en Heineken, un cóctel en Absolut Vodka y un café en Nespresso. Incluso había un espejo que puntuaba tu look y te hacía comentarios: el día no había hecho más que empezar.

Gracias al equipo de Showroomprive (Marta, Virginia, Mika y Philippe) no parecía un pulpo en un garaje, me asesoraban y me guiaban, además de entrarme a los desfiles, incluso me maquillaron en su stand y me dieron algún buen consejo. El mediodía siguió con el precioso desfile de TCN, el doble de María Escoté con transparencias, vestidos inspirados en los uniformes de sirvientas con cofia y saltos de cama; y Carlos Díez (creo que no dejó indiferente a nadie con unos trajes que recordaban a los domadores de circo, sus besos pintados en la cara y las converse altas). Eso sí, los tacones me los había descalzado hacía bastante rato y entonces sí me paseaba tranquilamente con las bailarinas. Pero la tarde me deparaba una sorpresa que llegó de la mano de Adela, de Rowenta, con quien pude visitar el backstage. Rowenta es la planchadora oficial de Cibeles y a ellos les llevaban toda la ropa para ponerla a punto antes del desfile o incluso después para guardarla. En el backstage se respiran muchos nervios: vi mucha gente corriendo de aquí para allá, cómo maquillaban a las modelos en L´Oreal, algunas eran verdaderos maniquís, inertes se dejan maquillar y peinar sin hablar y con la mirada perdida (supongo que dejarte hacer durante horas debe ser agotador), muchísima gente hablando por el móvil y dando órdenes para que estuviera todo listo, alguna entrevista a modelos y diseñadores aunque también alguien leyendo un libro o charlando tranquilamente, buscando un ratito de tranquilidad. Allí tienen una cafetería con una estupenda terraza en la que tomé un poco de aire fresco y vi un poco el sol (Cibeles es cerrado y el dolor de cabeza permanente). Aproveché para conocer a Dolores Cortés, muy cercana y agradable, que hablaba tranquilamente con todos los miembros de su equipo. Pude apreciar de cerca la ropa, se mostraba con la foto y el nombre de la modelo que la iba a lucir, y los trajes de baño eran simplemente impresionantes: una colección preciosa. El desfile fue el más concurrido del día, vi mucho famoso posando y concediendo entrevistas. Os remito al post de Chloe en Trendencias. No quiero olvidarme de mencionar que previamente vi el de Juana Martín, amenizado por Carlos Jean que pinchaba en directo y fue muy ovacionado. El desfile mostraba una línea de bañadores en blanco y negro y vestidos monocromáticos en blanco y dorado. En cuanto a Sara Coleman, las modelos lucían crestas a lo pájaro loco y algunas prendas que parecían nidos de pájaros; desfilaron entre unos árboles que recreaban un bosque obra del artista Xurxo Oro. Y como todo lo bueno acaba, volví en avión a casa para para convertirme en Cenicienta con mi rutina diaria y mis quehaceres aunque recreándome en las fotos para no olvidar que yo estuve allí.

Eso sí, os dejo con los 10 consejos de una principiante (no me creo ninguna experta) y aunque no puedo valorar lo de otros años dado no había ido nunca, sí intentaré que algunas cosas no vuelvan a pasar.

* Ir y volver en un día es agotador, y más si vas desde otra ciudad, intentas verlo todo nada más llegar y además rápido por miedo a que no te dé tiempo, que se te escape el avión, etc: hay que ir con más tranquilidad.

* En Cibeles debes disfrutar, entre otras cosas. En el primer desfile, estaba tan nerviosa mirando aquí y allá, haciendo fotos, escrutando el front row que poco más no veo el desfile. Así que ya sabes: relájate y pásatelo bien.

* Recomiendo las bailarinas o zapato cómodo, el tacón está bien para las que llegan, se hacen la foto y se van y no para el resto de las mortales que vamos de aquí para allá todo el día: zapatos que no apriten y te dejen caminar.

* No te cargues con revistas o publicidad si vas a estar todo el día. Yo lo hice nada más llegar y a los 10 minutos no podía con el peso: carga con lo estrictamente necesario.

* Los desfiles suelen empezar tarde, así que no te pongas nerviosa, habla con quien tengas al lado, haz fotos y juega a adivinar si aquella persona es el famos@ que tú crees: interactua.

* Acudir sólo al Cibelespacio es soso, es una feria más. Sino tienes entrada para ver ningún desfile, haz igualmente la cola (la otra cola) y si sobran asientos, te dejarán entrar una vez estén todos sentados.

* No cuestiones porqué dejan entrar a las señoras (mayores) que se parecen a tu vecina y que sólo están interesadas en que las peinen, las maquillen, en tomarse un café, en definitiva, en conseguir algo gratis. Hazme caso: ignóralas.

* No lleves más cosas de las necesarias, ¿crees que tuve tiempo de retocarme o de lavarme los dientes?: sé práctica.

* Ya lo dijo Chloe: no hagas colas. ¿Te imaginas que tras 30 minutos de cola te toca una bolsa de cereales como los que reparten en la entrada? Así pasaba en el stand de Telva.

* En Cibeles todos son altos, modelos, actrices y famosos en general. Te sentirás pequeñ@ vayas como vayas pero seguro que tú vas mejor maquillada, mejor peinada o luces mejor sonrisa (al menos será sincera).

Viví un gran día y las veterenas, en vez de pensar que exagero, ¿por qué no contáis las sensaciones de vuestro primer Cibeles? ¿lo recordáis?


Sobre esta noticia

Autor:
Mepasoeldiacomprando (876 noticias)
Fuente:
mepasoeldiacomprando.com
Visitas:
5994
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.